DISEÑO WEB BARCELONA
Tel: 653 610 980

El pasado, el presente y el futuro de Google

Muy pocos de nosotros recordamos cómo era Google en sus inicios, al igual que pocos de nosotros guardamos recuerdos de los primeros chats en los que participamos, o de las primeras páginas web en las que navegamos. Una cosa es seguro: era todo muy rudimentario. Muy geométrico, por decirlo de alguna manera. Las web de principios del siglo XX apenas habían experimentado todavía con el HTML, y muchos usuarios creaban sus pequeñas comunidades o sus pequeños espacios virtuales investigando y poniendo en práctico lenguaje de programación básico. Internet era, al fin y al cabo, una novedad, e indagábamos todos en ella como quien indaga en un nuevo continente recién descubierto, exuberante y lleno de secretos increíbles.
 
Y luego, llegaron los buscadores, y con el Google. Como dijimos al principio, resulta complicado recordar cómo era entonces, durante sus primeros años de vida. Pero una cosa sí sabemos: ha evolucionado, y todos nosotros sabríamos decir en qué aspectos ha cambiado. Por ejemplo, hoy por hoy, en pleno año 2018 y acercándonos a los locos años 20 del nuevo siglo y de la era digital, Google no solo te encuentra la información que necesitas y las web que pueden resultarte útiles. Además de eso, te facilita el proceso de búsqueda y acorta pasos durante la búsqueda de aquella información cotidiana que tú, como usuario, puedes necesitar cada día.
 
Por ejemplo, si necesitas saber qué tiempo hace en tu ciudad, solo necesitas escribir el nombre de la misma y palabras como «tiempo» o «clima». Google, por supuesto, te remitirá a páginas web especializadas en consulta del tiempo meteorológico, pero también te ofrecerá en primer plano la información disponible del clima en tu ciudad en el día de hoy y durante toda la semana. De hecho, hoy en día los algoritmos de Google están empezando a actualizarse para ofrecerte las mismas facilidades en otros ámbitos; ya sean importantes para tu trabajo, como traductor a varios idiomas, como meras curiosidades de ocio, que incluyen la altura de tus actores o actrices favoritos. ¿Podremos hacer todo eso en el futuro usando solo nuestra voz? Ya lo veremos.

Responder